Por el aislamiento obligatorio, muchos argentinos y argentinas volvieron a amasar pan

By junio 2, 2020Uncategorized
Pan hecho a mano recién horneado con una servilleta de tela blanca y azul

No son días fáciles los que se dan en el marco del aislamiento social obligatorio causado por por la pandemia del coronavirus COVID-19. La angustia por el encierro y el miedo a los contagios conviven con las forzadas nuevas costumbres: las clases de los más chicos vía teleconferencia, el trabajo remoto o la actividad física en el hogar. En la Argentina, también, muchos y muchas han vuelto a hacer algo que, en sus rutinas normales, no hacían tanto: cocinar y, más que nada, amasar.

Tanto es así que en el tiempo que se lleva de cuarentena en el país, según datos oficiales, el consumo de harina en los hogares se ha incrementado en un 70%. En este sentido, el presidente de la Federación Argentina de la Industria Molinera le aseguró al diario La Nación  que el boom de ventas de consumo dentro de los hogares se debe a que, en promedio, quien antes compraba un paquete de harina, en medio del aislamiento social obligatorio, se lleva ahora hasta siete para cocinar sus propios productos. 

 

¿Por qué amasar? ¿Por qué tantos argentinos, en este momento, dedican parte de su tiempo a hacer pan? 

“El pan es fácil de hacer, es sumamente estético y es un alimento que le gusta a todos”, explicó en un reportaje, hace poco, el cocinero Juan Olsen, quien, además, es antropólogo. 

Por estos días, de hecho, términos como “receta pan” y  “masa madre” vieron triplicadas sus búsquedas en Google. No casualmente, en las redes sociales se ha empleado, a modo de chiste, la expresión “pan-demia” para referirse al auge de consumo y producción casera del pan. 

Claro que lo que sucede en la Argentina también tiene su eco en el mundo. La publicación gastronómica de The Washington Post, “Voraciously”, se ha ocupado de esta obsesión por el pan.

Mesa blanca con unas manos llenas de harina amasando masa

La masa madre, la nueva obsesión

Ya sea por el afán de comer sano, el aislamiento, o ambas cosas, la masa madre ha cobrado mucha notoriedad por estos días. Incluso en las redes sociales y Google Trends, que refleja su fuerte incremento en las búsquedas durante los meses de marzo y abril. 

¿De qué se trata? Es un fermento de harina y agua que reemplaza a la levadura química a la hora de hacer pan. Se compone de levaduras silvestres que suelen venir de la misma harina. Si quien lee este artículo desea experimentar, aquí le dejamos un video explicativo. 

Y así se ve el pan de masa madre terminada la cocción…

Rebanadas de pan hecho a mano

Leave a Reply

X
Sherlock Comms Logo

Are you looking for a PR Agency in Latin America?

Drop us an email and we'll get back to you as soon as possible!

Get in Touch!
A %d blogueros les gusta esto: